COJÁYAR

Distante de Granada (14 leguas). "Situado al pie de un cerro, con esposición al S., combatido de los vientos fuertes del O., que con frecuencia corren en este país, de los del E. y mareas frescas y saludables del S-

Clima: por lo regular, estremado en el calor y el frío, por lo que se padecen más bien dolores de costado e indigestiones. Tiene 118 casas, casi todas de un piso, muy mal alineadas, 2 calles casa consistorial, cárcel, escuela de primera enseñanza para niños, dotada con 1.100 reales, e iglesia parroquial (San Antonio de Padua), aneja de la de Jorairatar, cuya matriz dista ½ legua; el templo de una nave, situado en medio del pueblo, sin tener mérito alguno, está servido por un teniente, sacristán y acólito, a 200 pasos hacia el oeste hay una ermita de Ánimas, y a ¼ de legua las ruinas del castillo llamado Juliana, que recuerda, según Mendoza en las guerras de Granada, la memoria del conde traidor D. Julián, que poseía en este territorio algunos estados.

Confina su término al N. con el de Jorairata, al E el de Ugijar, Sur un poquito inclinado al SO con los de Mecina Tedel y Murtas, y O. Jorairata y Cádiar, comprendiendo 2 cortijos imnominados en el camino que va a Turón, y otros 5, 3 de ellos en el Castillo Juliana, al O.

El terreno es bastante quebrado, dominado de cerros igualmente escabrosos a su alrededor, ligero, de arcilla silícea para viñedo y olivos; de muy poco regadío y escaso de leñas, pues los vecinos se abastecen de los de los términos inmediatos; los secanos son de muy ínfima calidad para granos, si bien muy feraces en la producción de vinos e higos, siendo conocidos estos en toda la provincia por superiores. Por el sur pasa, en dirección de O. a E., un arroyo que riega las faldas de la pequeña vega, copioso en el invierno y muy reducido en verano.

Los caminos son casi todos ásperos como el terreno y dirigen a los pueblos inmediatos: la correspondencia se recibe de Ugijar por balijero.

Producción: trigo y vino, especialmente, maíz, hotalizas, aceite, almendras, algún ganado lanar, cabrío y de cerda, y pocas perdices y conejos.

Industria: La agrícola y la arriera, 4 fábricas de aguardiente, se importa casi todo el trigo y cebada que se gasta, judías, leña, jabón, etc., y se estrae vino, aguardiente, higos y almendras, larga y corta.

Población: 131 vecinos, 595 almas."[1]



[1] Pascual MADOZ: Diccionario geográfico-estadístico-histórico. 2.ª ed. Madrid, 1846-1850