PITRES

“El primer pueblo que se encuentra yendo desde Pampaneira a Trevélez es Pitres, situado en un llano en la vertiente, á 1.276 m. de altitud y con 881 habitantes. Rodéanlo huertas escalonadas, de fran frondosidad y abundantes aguas. El caserío, compuesto de de casas con cubierta de launa, se distribuye alrededor de una gran plaza, un poco incinada, Crúzala por uno de los lados una acequia, la adornan algunos chopos y dan á ella la posada y la iglesia. Consta ésta de tres naves con crucero y capilla mayor, cubierrta con un capacete ordinario. Las naves laterales tienen bóvedas ojivales y la central un sencillo artesonado. Los arcos formeros son también ojivos. El coro está a los piés. Las dos únicas puertas están a los costados, cerrándolas batientes de madera con clavos de los antiguos.

            En esta iglesia, como en otras de estos pueblos, se ve cómo se conserva el estilo mudéjar, combinado con el ojival, cuando á uno y á otro había reemplazado en la Península el del renacimiento del tiempo del emperador, el más antiguo en que pudieron ser vonstruídas, teniendo en cuenta que la Alpujarra no debió entrar bajo la autoridad de los Reyes Católicos, de un modo real y efectivo, sino al concluir el siglo XV.

            Sufrió bastante Pitres con los terremotos del 84; tiene puesto de Guardia civil, y fue punto de partida del camino construído por la Comisión del Instituto Geográfco, de que se ha hablado ya. Tu término municipal confina por el N. con el de Capileira y por el E. con el de Pampaneria.”[1]



[1] SOLER Y PEREZ, Eduardo: Sierra Nevada, las Alpujarras y Guadix. Madrid, Imprenta del Cuerpo de Artillería, 1903, pg. 58